jueves, abril 07, 2011

Gobierno Gringo Baja la Santamaría


Pues sí; una vaina casi impensable en un país del primer mundo, para regocijo de muchos de los que apuestan por el descalabro total del país más próspero del planeta, está a punto de ocurrir en pocas horas en el mero Imperio: la paralización del gobierno federal y, en consecuencia, de todas las actividades federales, estatales y municipales financiadas con el dinero del Tío Sam. Es decir, que a partir del viernes el gobierno gringo baja la Santamaría hasta que a los republicanos les dé la gana, básicamente.


Después de largas semanas de tensas, infructuosas e ideologizadas negociaciones entre republicanos y demócratas para llegar a un acuerdo sobre el presupuesto del próximo año fiscal, plagado de un descomunal déficit de 1.600 billones de dólares -trillion, como lo mientan en inglés-, llegamos al llegadero: no hay acuerdo, y por ende “no hay plata” para pagar las actividades del gobierno federal. ¡Hasta la vista, baby!


El presidente Obama está pagando las consecuencias de los disparates económicos y las guerras financiadas -para beneficio de las grandes corporaciones- en los 8 años de la administración de George W Bush con el dinero de los contribuyentes; lo que generó este enorme déficit fiscal después de los años superávit de la administración Clinton. Lo interesante es que Obama no está culpando a la administración anterior, como tienen haciendo otros desde hace doce largos años en el país caribeño donde nací, sino que tiene a un grupo de expertos economistas negociando con los republicanos para zanjar las diferencias -más ideológicas que económicas- sobre el monto del presupuesto a aprobar.


La paradoja de esta historia es que los republicanos reclaman disciplina fiscal -de la mano del nuevo ídolo de los conservadores, Paul Ryan- cuando se quiere invertir en gasto social: salud, educación, energía renovable, infraestructura, seguro social; mientras que cuando se trata de financiar guerras -en nombre de la libertad- no escatiman en despilfarrar el dinero de los contribuyentes.


Mientras que republicanos y demócratas se ponen de acuerdo para salir de esta lucha presupuestaria/ideológica, en DC -ciudad totalmente dependiente de los fondos federales, por su estatus administrativo diferente al resto del país-, nos quedaremos sin recolección de basura, bibliotecas, policía para hacer cumplir con los parquímetros -buena noticia para much@s pillines- y sin los museos del Smishsonian, entre muchos otros servicios. ¡Que bonito!


Ciro

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Que indignante es la doble moral republicana; por un lado hablan de dios y la moralidad y por el otro les importa un pepino los seres humanos sin plata...

Anónimo dijo...

hasta el servicio de Blackberry les van a suspender a los empleados federales...Fin de mundo!

Pope dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Pope dijo...

esta es exactamente la razon por la que como independiente siempre me siento un poco mejor del lado de los democratas. Las escuelas de mis hijos se quedan sin profesores, las aulas crecen en numero de niNos, pero a mis conciudadanos republicanos nada de eso les parece mas importante que la posibilidad de un recorte del presupuesto de defensa.

Anónimo dijo...

Una de las vainas más tristes es la pasividad de los gringos pobres...

El Pollo dijo...

No te puedo dejar la ciudad y el blog porque me haces un desastre.

Estos republicanos son igualitos al MVR y eso que supuestamente estan en los extremos ideologicos. Que no aprueben un carajo, para que veas como van a perder votos las proximas elecciones...

Ciro Pepe dijo...

Gracias a todos por los comentarios!

Faltando una hora del viernes para el vencimiento del plazo; republicanos y demócratas llegaron a un acuerdo. Ahora es que comienza la batalla...

Saludos

Chrissyglu dijo...

No sin antes reducir el presupuesto de miles de programas de asistencia con tendencias politicas democratas. En el caso de la ONG para la que trabajo yo, redujeron el presupuesto de 6 programas grandes (entre ellos Fullbright) que asisten en la enseñanza de idiomas en mas del 40%! Ese 40% tenemos que ver de donde los sacamos porque los estudiantes ya estan fuera del pais y los que vinieron no los podemis devolver!